La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es logotipo_asturias_feader-1024x362.jpg

El sector sobre el que se quiere incidir desde el Grupo Operativo Innowolf and Cattle es doble, puesto que por una parte incidirá sobre la cabaña ganadera en régimen extensivo y, por otra parte, en el conjunto de la población de lobo ibérico presente también en el Principado de Asturias.

La ganadería extensiva conforma un sector estratégico en Asturias, ya que una importante parte del territorio, debido sus condiciones ambientales, edáficas y socioculturales, presenta una clara vocación para este tipo de producciones. Los sistemas extensivos pueden considerarse como una práctica sostenible de explotación del territorio y se vinculan en muchos casos a sistemas de alto valor natural, genuinamente multifuncionales.

Este tipo de explotaciones son las más susceptibles a sufrir el ataque de depredadores como el lobo. Esto ocasiona pérdidas a los ganaderos y genera conflicto, poniendo en peligro a la conservación a largo plazo de los distintos depredadores, componentes indisociables de nuestros ecosistemas y de nuestro patrimonio natural, la eficacia de las medidas de conservación de la naturaleza en general y la viabilidad de las prácticas ganaderas más sostenibles.

En territorios altamente antropizados, la coexistencia entre las actividades humanas y la fauna silvestre es uno de los retos a los que nos debemos enfrentar para lograr los objetivos de bienestar y desarrollo sostenible que emanan de los actuales principios inspiradores de la política agraria europea. Por lo tanto, se necesitan enfoques innovadores que resuelvan los problemas a los que se enfrenta el sector ganadero.

En el campo de la convivencia con el lobo se han de buscar fórmulas innovadoras con el mayor consenso de todas las partes implicadas, esto significa disminuir los conflictos, al tiempo que se favorece la conservación de la especie sin menoscabar la competitividad de las explotaciones ganaderas extensivas.